Darabi DELARA


Victimas

Las autoridades iraníes ahorcaron el viernes a Delara Darabi, una joven pintora de 22 años, acusada de haber cometido un homicidio cuando tenía 17, a pesar de la moratoria de dos meses que los jueces habían decretado sobre la ejecución, decidida tras un proceso plagado de irregularidades. Tampoco avisaron a su familia ni a su abogado (a pesar de la exigencia legal de hacerlo con 48 horas de antelación), que había declarado que los tribunales se negaron a considerar nuevas pruebas que, según el letrado, habrían probado que ella era inocente del delito por el que fue acusada.

 

La Unión Europea y Amnistía Internacional han expresado su indignación y han exigido a Irán la abolición de la pena de muerte para menores de edad. La organización humanitaria cree que se trata de una cínica estrategia por parte de las autoridades para evitar las protestas nacionales e internacionales que podrían haber salvado la vida de la joven.

 

"Desde Amnistía Internacional queremos manifestar nuestra indignación por esta ejecución y, en particular, por no haber informado a su abogado, a pesar de la exigencia legal de hacerlo con 48 horas de antelación. Se trata de una cínica estrategia por parte de las autoridades para evitar las protestas nacionales e internacionales que podrían haber salvado la vida de Delara Darabi".
 
Relacionados
Mostrar resumen Mostrar resumen Mostrar resumen
COMUNIDAD ECONÓMICA EUROPEA
Mostrar resumen
Mostrar resumen Mostrar resumen

Volver a Irán y los Derechos Humanos